Cartas con sentido y sensibilidad… y una moneda social

Crecimiento personal

Hoy he recibido una carta. De esas con dirección manuscrita que trae el cartero. ¡Qué ilusión! Y tiene algo más que papel dentro. De pronto he revivido sensaciones que me han puesto el vello de punta.

De muy jovencita yo cultivaba casi compulsivamente la extinta costumbre ahora de escribir larguísimas cartas a los amigos. Mi recompensa era la ilusión de abrir el buzón cada día y encontrar, en muchísimas ocasiones, noticias de mi gente en forma de abultados sobres. Ahora que lo recuerdo creo que competíamos a ver quién respondía con más folios.

El caso es que hoy he recobrado la emoción justa de aquellos momentos. Y lo que es la mente: he revivido el olor del portal de mi casa, la sensación de volver del colegio, y he podido ver a mi madre esperando arriba en la cocina mirando el reloj de pared, el de las frutas en relieve, con la comida hecha.

Además del gusto por las sensaciones revividas, la carta es de unos buenos amigos, con lo que ya me hubiera dado por satisfecha. Pero no, aún había dentro algo más. Una moneda social.

20150713_074434630_iOS

Me hace feliz ser la receptora de una moneda social, una Social Coin con una semilla en su interior que ha partido de Arroyomolinos de León y que durante los próximos 3 meses va a recorrer muchos más kilómetros y va a pasar de “mano en mano” sin ser ni mucho menos falsa. Ahora yo debo decidir a quién dársela para prestarle también mi apoyo, darle mi ayuda o hacerle un regalo. Es una forma preciosa de crear cadenas de compromiso y favores que generan lo que yo persigo como meta vital: ¡repercusión positiva! No dejes de ver esta iniciativa en http://thesocialcoin.org/es/.

Alma Natura me ha dado a mí su moneda social, y es como la representación de todo lo que me han regalado desde que les conozco: amistad, confianza, visión, positividad, cariño… Y ahora me acompañan en mi futuro, y bueno, también me van a traer algo material para mi nueva oficina, pero esto último es lo de menos. Aunque Juanjo, Isra y mi querida compañera Conce, eso también lo espero.

Ahora me toca a mí. Yo se la quiero dar a una persona a la que de verdad la repercusión positiva que esta moneda implica le venga bien. A alguien que valore la capacidad poderosa que tiene como hombre. Que se sienta parte importante de esta cadena vital que formamos entre todos y participe en ella activamente. Que vea lo mucho que puede aportar y aporta. Que sienta la energía reparadora que emanamos como colectivo y que siga la cadena. Mi apoyo hacia esa persona ya es incondicional, aunque ahora le vamos a poner sentido a ese apoyo entre los dos. Eso le quiero regalar con la moneda.1-mihermano-001

Cuando decidí abordar mi proyecto personal, mi Para Qué lo expresé en el primer post de este blog, y usé una foto mía de pequeña que me encanta, aunque sentía que la usaba incompleta. Ahora la voy a usar entera porque el próximo receptor de esta moneda está conmigo en ella.

Mi querido hermano, te voy a dar la moneda en persona con un fuerte abrazo, cargada de la repercusión positiva que me llega y segura de que tu repercusión nos va a hacer más poderosos a todos. Te quiero mil.

2 Comentarios. Comente algo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fill out this field
Fill out this field
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
You need to agree with the terms to proceed

*

code

Comparte:

Menú

Utilizamos cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar"

ACEPTAR
Aviso de cookies